jueves, 12 de junio de 2008

Confesión








Dame la brisa que se escapa de tu rostro
Dame la humedad que se cuela en tu sorbo
Dame la resonancia sexual que sale de tu caverna
La saliva indefinible que me alza que me acuesta…


Me saca
Me desquicia
Me destila
Me alborota
Me humedece
Me enamora
Me calcina
Me endulza
Me acelera
Me emborracha
Me sintoniza
Me enchula
Me salva
Me condena
Me encoge
Me alarga
Me brinca
Me sacude
Me arrastra
Y me encanta…


Tu boca.

2 comentarios:

Mayelin Acosta Guzmán dijo...

Me encanta este poema.. Esta chulisimo.. Eso es lo mejor de mundo perderse en la boca de alguien y no recordar que uno existe más alla de esa humedad.

Un Placer leerte

Maya

Mariangel Outten dijo...

Buenos días estimado Juan Jo Marte. Mi nombre es Mariangel Outten. Quizás no leas esto... Pero quería comentarte que hace unos días llegó a mis manos, en calidad de préstamo furtivo, tu libro (Agobio de Prisa). La verdad no sé si me enamoré del libro, de las fotografías o de tí... Ahora solo quisiera pedirte me dijeras dónde puedo conseguirlo, dónde puedo comprarlo o, si quiera, dónde estás tú.

Realmente tengo muchos libros, he leído mucho... Pero pocas veces quedo tan encantada de un libro, como me ha pasado con el tuyo.

Un abrazo... @mariangeloutten